Cargando...
  1. #Arte y Cultura
  2. Publicado: Jueves 13/11/2014

De buena madera

Susana Cirille, autodidacta, trabaja la técnica de la marquetería de una manera muy particular. No aplicada sobre muebles y objetos decorativos, sino en cuadros. Según sus palabras “la marquetería es una técnica milenaria, que consiste en combinar maderas preciosas logrando verdaderas obras de arte”.

De buena madera
Entusiasta y apasionada por la disciplina que desarrolla, ganadora de numerosos premios desde el 2010 hasta la fecha tanto en Barcelona como en Miami, Susana Cirille nos cuenta qué es la marquetería, cómo la descubrió y de qué manera logra plasmar con madera cuadros llenos de emoción y movimiento.
Sus cuadros de lejos parecen pinturas en la gama de los ocres y los sepia, pero cuando el público  se acerca, no sale del asombro al descubrir  que están realizandos 100% con maderas.

¿Cómo descubriste la marquetería?
La vocación estuvo en mí desde siempre. En realidad comencé a dibujar y a pintar, y si bien me hubiese gustado seguir una carrera vinculada con el arte, en ese momento se priorizaban las carreras con una salida laboral cierta, por eso es que soy Profesora de Ciencias Biológicas. Paralelamente, seguí dibujando y pintando y comencé a descubrir la marquetería.

¿Por qué marquetería? Si vos ya dibujabas y pintabas...
Quería hacer algo que me diferenciara, o mejor dicho, queria pintar y plasmar mi obra en cuadros pero de una manera diferente.En mi familia habia muebles de estilo inglés y francés que en ambos casos venían con la técnica de marquetería. La marquetería es un arte decorativo que se aplica a los muebles y asi empecé yo, aplicándolo a petit muebles y a objetos de decoración como cajas, portarretratos, y bandejas entre otras.
Para comenzar consulté a carpinteros  ebanistas (que por cierto es una profesión que se está perdiendo) y me dijeron que se trabajaba con el mismo material que se usa para enchapar muebles. Y allí se presentó mi primer desafío, ver como se podía cortar con las formas que quería darle.
Empecé usando el bisturí, porque sabia que era con lo único que podía cortar.

¿Cómo se explica entonces tu manejo de la perspectiva en la obra si nunca tomaste clases de dibujo y pintura?
Me ayudó mucho el haber estudiado el profesorado de biología, porque tuve que dibujar mucha figura humana, pero evidentemente hay una predisposición para el manejo de la perspectiva.  Y hace ya 35 años que estoy abocada a la marquetería, desde que tenía 23.

Susana Cirille nació en 25 de mayo, vivió muchos años en Olavarria y reside, desde 1993,  en Bahia Blanca, ciudad donde es su artista más mimada.

Empecé a hacerlo tímidamente,  al principio como  hobby, hasta que por razones de trabajo a mi marido lo trasladan a Bahía Blanca. Alli estábamos solos, y si yo quería ejercer el profesorado debía contratar a alguien para que cuide a mis hijos. Económicamente cambiaba el dinero, entonces me hice el siguiente planteo “¿para qué?”. Habíamos alquilado una casa muy grande y ahi decidí ponerme el taller. Trabajaba la marquereria sobre objetos de decoración, y como no ejerecía el profesorado, los hacía para vender. En esa época habia unos locales muy interessantes que vendían artesanía fina en Bahia Blanca y me iba, muy bien. Hacía arte decorativo, me gustaba la técnica, la aplicaba, pero no me sentía cómoda ya que no lograba expresarme, y yo queria crear. Decidí trasladar la técnica a cuadros para plasmar arte.  Asi fue como  empecé a hacer cuadros. Por supuesto que los primeros eran trabajos más estáticos, basándome sobre todo en naturalezas muertas.
Y esto es importante destacar, es una técnica muy rígida,  es un rompecabezas de madera y el volúmen que se ve es porque está sombreado. Antes de eso son todas siluetas planas.  Me fui perfeccionando al lograr el volumen. Me contacté con otro ebanista que me comentó que en marqueteria se sombrea quemando la madera con arena caliente. Es decir cada piecita la tomás con una pinza y se introduce en un recipiente con arena caliente, y se va sombreando en degradee.  A partir de allí mi obra tuvo un cambio importante porque comencé con la figura humana. Con los rostros, recurro al sombreado con tintas, porque los gestos deben ser precisos. El uso de tintas se debe a que no tapan las vetas de las maderas. Es tinta de nogal, muy aguada, que apenas dibuja los rasgos.

Vemos tus cuadros llenos de colores. ¿Donde conseguís los materiales?  
Hasta llegar a la figura humana usaba maderas comunes (enchapado): cedro, petiribi, roble,  guatambú. Después de la figura humana empecé a usar maderas preciosas, como Raíz de Madrona, Sicomoro, Raíz de Piopo, Anegre Frise, Erable Blanco, Erable. Cerezo americano, Raiz de Maple, Sabugueiro,Ebano,y, Raiz de Nogal entre otras.
Para ese entonces,  habia creado  la página web y de Palma de Mallorca me contacta un marquetero que se dedica a restaurar muebles antiguos. Y me dijo que la marquetería no se hacia con las maderas que yo estaba usando, sino con maderas preciosas. Me dio los nombres y literalmente, me cai de espaldas. Se usan muchas raices de nogal,de roble, de madrona entre otras. Asi que empecé a buscar en internet y tuve la gran suerte de que en la Ciudad de Buenos Aires, hay una casa que vende maderas preciosas y las consigo todas alli, ya que tiene una gran variedad.
A través de los años he logrado tener stock de una gran variedad de maderas que me permiten crear lo que más me gusta. Inclusive, algunas todavia no las he usado. Cuando pienso en hacer un trabajo  no quiero que la madera me condicione. Lo diseño y después veo cómo lo resuelvo.

¿Como iniciás tu trabajo?
Como la mayoría de mis cuadros tienen figura humana, trabajo con modelos en vivo, salvo cuando hay niños o animales, que recurro a la fotografía porque no hay manera de que se queden quietos. Los  dibujo y luego  calco con un carbónico sobre una madera común. Por ejemplo una chapa de cedro, y con gubias, formones, sierritas, voy cortando los pedacitos, los saco y alli me queda una ventanita, y entonces pongo detrás la madera que quiero. Toda la madera la reemplazo por la madera preciosa que va a componer el cuadro.
Es un trabajo de precisión. Una obra puede llevarme tres meses para que esté finalizada. Tiene mucha ingerencia el clima. Por ejemplo, la humedad donde se expanden las piezas y también la sequia que hace que se contraigan. Antes de encolarlo tengo que revisar al trasluz y ver la que queda muy olgada o la que se contrajo demasiado y en muchos casos se rehace la pieza. Finalizada esa etapa, se procede al encolado como con cualquier mueble. Se prensa, se lija y por lo menos ya queda fijo. En una etapa posterior a todo lo que no fue quemado con arena caliente para darle volumen, se  le pasa  tinta de nogal para sombrear rostro, algo de ropa y el cabello.
Soy sumamente disciplinada con el trabajo. No podría hacerlo de otra manera. Comienzo a las 8 de la mañana, corto al mediodia, descanso un poco y retomo hasta las 8 de la noche.

¿De qué manera trabajás?
Inicialmente sentada, para cortar. Todo lo demás parada como para encolar, que es un trabajo duro y se hace con prensas. Requiere de fuerza. Para lijar ya me traslado al exterior.

Ante el planteo de obras que resulten imposibles para su realización, Susana contesta con un rotundo "No,  ni se me ocurre pensarlo. Siento que todo es posible y amo los desafios. Ninguna obra quedó inconclusa. Siempre el encontré la vuelta”.
Me impuse un desafio que era recrear el mar. Y como pueden ver lo logré. Usé una madera que se llama erable blanco y la teñí con anilinas de color celeste. Para hacer la espuma de las olas y que queden blancas en la cresta, fuí desgastando con la punta de un formón hasta que apareció el blanco de la madera. Hay que tener en cuenta que la madera se puede oscurecer, nunca aclarar, salvo realizando el proceso de raspado y desgastado.

¿Te capacitaste con algún maestro en particular?
No, porque lo que yo hago es diferente a todo. La marquetería que se usa para los muebles, tiene una terminación completamente lisa. Mi trabajo no. Si se lo observa de cerca tiene volumen.  

¿Cuál fue el primer cuadro que vendiste? ¿Qué sentiste?
En la primer muestra que hice en Bahia Blanca, recuerdo que me lo compró una escritora. Era un motivo de aves "Los Cardenales", que por supuesto eran rojos, pero yo en ese momento usaba cedro (que en realidad es marrón al lado de las tonalidades de maderass que utilizo ahora). Salvo retratos familiares que he realizado, después no tengo apego por las obras. Tienen que encontrar su lugar, que ya no es estando conmigo.

Cuando te instalaste en Bahia Blanca la marquetería era tu hobby. ¿Cuando decidiste que podías hacerlo profesionalmente?
Fue gradual. De la venta de objetos en los locales de Bahia Blanca. En la primer muestra que realicé expuse algunos muebles de dormitorio, tableros de ajedrez  y cuadros

¿Y cómo reciben tus trabajos en el exterior?
Muy bien, excelente diria yo. A diferencia que lo que ocurre en nuestro país, donde no puedo participar de concursos porque no se incluye mi categoria en ninguna de las convocatorias. Donde participo y tengo ganados un montón de premios es en España y en Miami. Expongo siempre en el Salón de Invierno de Barcelona y me avisaron que acabo de ganar otro premio más. Estoy feliz.

¿Qué te queda por lograr en tus obras?
El año pasado incursioné en el efecto del agua. Lo plasmé en una laguna, en el mar... y tenía temor,  porque para mi era como un tabú lograr agua con maderas.
Este año logré el vidrio transpirado por el frio y las gotitas que se deslizan. Son dos nenas mirando por la ventana empañada el jardín en un dia de invierno. Me metí y logré el desafio impuesto.
Un día viene un señor que me dice que le encantaría tener un retrato de su perro, que es un Shar Pei (tiene un pelaje cortito, más bien aterciopelado). “¿Te animás?”, me pregunta. Y a mi juego me llamaron. El desafío estaba planteado y la obra terminada.

Seguro que tuviste ofrecimientos para dictar clases…
Si, pero no puedo porque estoy abocada 100% a mi obra. Me restaría tiempo y entonces no podría exponer. Para la exposición que presento en noviembre en la Casa de la Cultura en Bahia Blanda, empecé a trabajar en octubre del 2013 y tengo 7 obras nuevas, no más. Con obra inédita puedo hacer una exposición por año.  Tengo obras de pequeños formatos. Aquellos a los que les gusta mi técnica pero no quieren una obra de grandes dimensiones, pueden compran para regalar y regalarse. Las presento con un packaging que es una caja de madera con logo.

¿Estás conforme con el giro que diste en tu vida para abocarte 100% a lo que hacés ahora?
Siiii, porque es lo que me gusta hacer. El profesorado fue una manera de ganarme la vida inicialmente. Una vez que pude dedicarme a la marquetería no volví a pensar en otra cosa.
Me gusta participar de exposiciones porque puedo vivenciar la devolución de la gente. Cuando el público se para, observa y le llega lo que hago, más allá de la técnica.  A lo mejor les trae algún recuerdo. Yo medito mucho sobre qué tema voy a trabajar, porque a mi me tiene que llegar. Me gusta la combinación de la gente anciana con niños y animales.
Quiero mostrar lo que hago. Sé que es distinto. Quiero que trascienda. Y me encantaría lograr una muestra individual en el exterior.
Mis desafios fueron primero el pelaje, el agua, el degradé en el pasto y ahora, ya lograda la transparencia del vidrio y las gota de vapor, tengo en mente crear el reflejo a la luz de la vela. Ya está la madera elegida y entro en la etapa del estudio para ver cómo hacerlo.

Y antes de terminar la charla comenta: "Cuando uno hace algo que realmente le gusta y tiene vocación no lo siente como una carga de trabajo. Para mi el día más maravilloso de la semana es el lunes, porque vuelvo a mi taller, a mi mundo"

"La excelencia de un cuadro hecho en marquetería, se mide cuando éste se confunde con una pintura" Susana Cirille.

Para conocer más la obra de Susana Cirille www.marqueteria-cirille.com.ar


Galería de imágenes

De buena madera
De buena madera
De buena madera
De buena madera
De buena madera
De buena madera
De buena madera
De buena madera
De buena madera
De buena madera
De buena madera
De buena madera
Cecilia Tvrdoñ

ENCUESTASemanal

ENCUESTASemanal

Se viene el último cuatrimestre y el verano se acerca... ¿Cómo te preparás?

TEPUEDEInteresar

TEPUEDEInteresar

Cargando...